Ribete para manta ¿Tienes una manta rota? ¡vamos a arreglarla!

¡Hola dedalillos!, hoy vamos a ver cómo coser un ribete para manta, que es una de esas cosas que no se hacen muy habitualmente, pero existir, existen… y algunos consejos nunca vienen mal ¿a que no?.

Llega el fresquete serio por el hemisferio norte, las lluvias, y las ganitas de tirarse, de vez en cuando, en el sofá con una manta calentita mientras hace un frío que pela en la calle… no es lo mismo estar en el sofá, con el pijama de unicornios, las zapatillas con pompones y una manta lustrosa, que hacerlo con una manta que esté hecha un desastre, con algún agujero en el margen y con el ribete horripilente.

El glamour puede volver a nuestro sofá de una forma muy simple con un ribete para mantas

Los ribetes para manta, son esto de aquí debajo, unas cintas de poliéster, muy fáciles de coser y disponibles en muchos colores y anchos.

ribete-para-manta-3

ribete-para-manta-2

En el caso de la manta a la que iba destinado mi ribete, tiene ya unos cuantos años, pero es una de esas mantas que son amor, y que con un pequeño retoque todavía le pueden quedar muchos años por delante, así que toca repararla.

Para aplicar el ribete para mantas, lo primero que tenemos que hacer es descoser el original, si es que nuestra manta lo tenía ¡ahí vamos!.

ribete-para-manta-4

ribete-para-manta-5

ribete-para-manta-6

Si vuestra manta está un poquito hecha polvo, y la cosa tiene arreglo, pues llega el momento de repararla.

Las mantas suelen sufrir más daños en los márgenes, así que cambiar el ribete por uno más ancho, como es el caso que podréis ver en esta publicación viene my bien, porque cubre el desperfecto y ¡aquí como si no hubiera pasado nada!.

En mi caso, la manta tenía un desgarro en un margen, de esos que se provocan por el ansia de taparse para que no te llegue ni un milímetro cúbico de aire frío…

Para arreglarlo, ya que finalmente quedaría cubierto por el nuevo ribete, realicé una puntada oblicua muy amplia, para cerrar el desgarro y dejar la cosa apañada.

Después de haber descosido el ribete antiguo y habiendo arreglado los posibles defectos de la manta, procederemos a medir el largo del ribete que hemos descosido para cortar el mismo largo de nuestro nuevo ribete.

ribete-para-manta-9

Lo cortamos y lo planchamos por su mitad, haciendo coincidir los márgenes.

Este paso es muy importante, porque así nos aseguraremos, que cuando vayamos a coserlo -con una única puntada- fijemos ambas caras del ribete.

ribete-para-manta-10

ribete-para-manta-11

ribete-para-manta-12

Y ahora sí, lo podemos empezar a coser a nuestra manta, colocándolo en todo su margen y utilizando como referencia la línea que hemos marcado con la plancha en su mitad, igualito que haríamos con un bies, ¡eso sí!, el ribete para manta, se mueve más que todas las cosas, así que si no quieres acabar desquiciada mejor hilvánalo primero.

En las esquinas, que puede ser el lugar más complicado, asentaremos el ribete para mantas de forma natural, formando un ángulo recto, lo más “ángulo recto” posible.

Ahora, utilizando una puntada en zig zag amplia, la más amplia de la que disponga nuestra máquina de coser, lo coseremos a la manta por su margen inferior. De ahí la importancia del hilván, porque con esta única puntada -en una de las caras de la manta-, deberemos fijar las dos caras del ribete.

Las mantas suelen ser grandes, así que paciencia, sin prisa, mirando de vez en cuando que la puntada es homogénea por ambas caras y que nos gusta el resultado.

ribete-para-manta-14

ribete-para-manta-16

ribete-para-manta-17

Después de un poco de paciencia y buena letra, tendrás una manta recuperada y como nueva, lista para darte un invierno acogedor y bien calentito.

ribete-para-manta-19

¿Habéis cosido alguna vez un ribete de estos?, os aseguro que es toda una experiencia, así que si tenéis oportunidad de hacerlo no lo dudéis porque aprenderéis un montón.

¡Ala! y ahora a seguir disfrutando de la costura.

¡Muchos, muchos, muchos… besos para todos!

Síguenos en Instagram 📷

Something is wrong.
Instagram token error.
Cargar más
2 Comments
  • Rossana
    octubre 26, 2018

    Que buen dato!!! a arreglar todas las mantas se ha dicho!… gracias por compartir.

  • Mónica Maure
    octubre 29, 2018

    Tengo un par de frazadas para hacerle un ribete nuevo Excelente tutorial

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies