Empezamos el penúltimo día de este COSE CONMIGO, ¡madre mía!, como vuela el tiempo…

Hoy vamos a confeccionar la Bolsa de Restos de tu Tapete, que como te comenté ayer es de lo más práctica, te sirverá para ir dejando los restos de hilos, y de telas, y evitar así dejar tu rinconcito de costura hecho “unos zorros” cada vez que te lies a coser.

Ya sé que es difícil no dejarlo hecho “unos zorros”, pero bueno vamos a intentar hacer lo posible para remediarlo, ¡para eso llega a nuestras vidas la Bolsa de Restos! 😂

Dicho esto ¡comencemos!.

Para preparar tu bolsa de restos vas a necesitar cortar 6 piezas con unas dimensiones de 20 x 20 cm:

  • 2 piezas de tela exterior
  • 2 piezas de forro
  • 2 piezas de entretela termoadhesiva

Antes de hacer nada más cogeremos las dos piezas de entretela termoadhesivo y las aplicaremos por la cara no vista de las dos piezas exteriores usando nuestra plancha en temperatura algodón.

Una vez hayas aplicado la entretela a las dos piezas exteriores, cogeremos las cuatro piezas de 20 x 20 cm y marcaremos en sus dos esquinas inferiores un cuadrado de 4 x 4 cm, tal que así:

Cuando hayamos marcado las cuatro piezas recortaremos esos cuadrados en todas las esquinas inferiores de las 4 piezas.

Si has pensado aplicar algún elemento decorativo a tu bolsa de restos, ¡este es el momento!, coge una de las piezas exteriores (la que hará de delantera) y decórala como más te guste.

Yo en mi caso he decidido aplicarle una cinta de gros-grain en color verde agua.

Ahora cogeremos la pieza trasera exterior de nuestra bolsa de restos, calcularemos su centro superior y lo marcaremos con una tiza marcatelas o alfiler.

Justo en ese punto coseremos un pequeño trozo de cinta, o elástico, que nos servirá para confeccionar un ojal que nos permitirá mantener sujeta la bolsa de restos a nuestro tapete mediante un botón (estos materiales no te los comenté en el resumen inicial de materiales, ¡error mío!, pero seguro que tienes algún botón por ahí que puedas utilizar y un pequeño trozo de cinta o elástico ¿verdad?).

Con 6 cm de elástico o de cinta tendrás suficiente para hacer el ojal.

Yo me he decantado por un trazo de elástico, en color negro, que he cosido a unos milímetros del borde mediante una costura en zig zag amplia.

Ahora que ya tenemos las dos caras exteriores de nuestra bolsa de restos prepara ¡vamos a montarla!.

Primero coge las piezas de forro y encara, cara vista de una pieza exterior con la cara vista de la pieza de forro, y cóselas mediante una costura recta, y amplia, a 1 cm del borde superior. 

Procede exactamente igual con la otra pieza exterior. 

Ahora encararemos las dos caras vistas de las dos piezas, teniendo especial cuidado en hacer coincidir las costuras centrales. Para asegurarte que ambas costuras coinciden te aconsejo que coloques un alfiler en ese punto que impida que las piezas se muevan.

Sujeta el resto de la superficie de ambas piezas con alfileres y pasa, a 1 cm del borde, una costura recta y amplia en todo su contorno, exceptuando los lados de los cuadrados y dejando una pequeña apertura en la parte inferior del forro que nos servirá posteriormente para darle la vuelta a nuestra bolsa.

¡VAMOS A REMATAR LAS ESQUINAS!

Para rematar las esquinas dóblalas tal que así (haciendo coincidir la costura lateral con la inferior)…

Para mantener la doblez, sujétala con alfileres  y posteriormente pasa una costura recta, y amplia, a 1 cm del borde.

Seguiremos este mismo procedimiento con las 4 esquinas de la bolsa de restos.

¡Ya no nos queda nada! 😁

Ahora vamos a darle la vuelta a nuestra bolsa usando el pequeño orificio que hemos dejado en la parte inferior de las piezas de forro.

Cuando le hayamos dado la vuelta, llega el momento de cerrar el orificio que hemos dejado en el forro, para ello volveremos a nuestra máquina de coser, remeteremos el forro 1 cm hacia el interior y pasaremos una costura recta y amplia a unos pocos milímetros del borde.

El resultado será este:

Para finalizar y dejar nuestra bolsa de restos requete-perfecta, te aconsejo que pases una costura recta a unos milímetros de su borde superior. Esta costura mantendrá sujeto, y en su sitio, el forro de la bolsa y la dejará mucho mejor rematada. 

Ahora sí que sí, tu bolsa de restos está totalmente preparada para hacer su función y evitar, al menos en parte, que dejes tu rinconcito de costura hecho “unos zorros” 😂

¡Que bien lo estás haciendo!.

Ya tienes tu tapete prácticamente acabado solo faltan un par de detalles que acabaremos mañana 😉.

Recuerda que una vez acabemos este COSECONMIGO, y tengas tu tapete terminado, podrás compartirlo con el resto de tus compañeras en el Grupo Privado de Facebook del Curso.

Besos 😘😘😘

P.D: si tienes cualquier duda, sobre el Cose Conmigo escríbeme a armand.skarlett@gmail.com que estaré encantado de ayudarte.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies